Tensión financiera

617
hay-no-hay-crecimiento

La sostenida tendencia alcista del dólar de diciembre y enero parece contenida y el riesgo país, que venía escalando los últimos días, también comenzó a retroceder. Con algunos zigzagueos, la Bolsa acumula un alza gigantesca en el último año.

Pero el hecho de que la inflación no ceda y las reservas del banco central no se recuperen, en el marco de un enfrentamiento en el seno del gobierno que no se detiene, le da a la situación una peligrosa inestabilidad.

Escenario

Ello no crea un clima favorable para la inversión y el crecimiento. Los últimos indicadores confirman que la actividad económica continúa avanzando, aunque a un ritmo cada vez más lento.

Mientras tanto, el cumplimiento de las metas comprometidas con el FMI se cumple, pero penosamente, y la deuda interna se hace difícil de manejar. El gobierno se preocupa en mantener los equilibrios tratando de evitar que la situación social profundice su deterioro, pero muestra una gran debilidad política.

El escenario es preocupante, pero que desde la política se insista en que se está frente a una “explosión” prácticamente irreversible y se amenace con la reprogramación de los pagos de la deuda y otra disrupciones preocupa mucho a los grandes actores de la economía porque puede efectivamente provocar un nerviosismo que haga muy difícil manejar la coyuntura.

Estrategia

A menos que se quiera que las cosas pasen del gris al negro más profundo, no puede obviarse que hay soluciones parciales que permiten avanzar hasta las elecciones y a partir de ellas recuperar la capacidad de acción del Estado. Esa es incluso la estrategia con que parecen orientarse los organismos internacionales y el sector financiero en su conjunto.

 

Seguinos en las redes:

LinkedIn: https://bit.ly/TodoRiesgoLinkedIn

Twitter: https://bit.ly/TodoRiesgoTwitter

Facebook: https://bit.ly/TodoRiesgoFacebook

YouTube: https://bit.ly/TodoRiesgoYouTube