Industria vitivinícola: la importancia de una cobertura integral

194
industria vitivinicola cobertura seguro integral chubb

El vino es un bien sumamente importante en la Argentina. Dos son los motivos: para consumo interno y como producto de exportación. Además, alrededor del mismo se reúnen familias y amigos en una mesa. En definitiva, es parte de nuestra cultura.

En agosto pasado, el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación informó que, a pesar de la situación que afecta a la población mundial, las exportaciones de vino no cedieron. Por el contrario, aumentaron un 46,3% entre enero y julio de este año en comparación con el mismo período de 2019.

Más allá de que la Argentina es uno de los principales productores y consumidores del producto, esto da cuenta de la posición destacada de nuestro país como uno de los mayores exportadores. A nivel mundial, el vino argentino llega a las mesas de Estados Unidos, Reino Unido, España y Canadá, entre otros. Como respuesta a esta creciente demanda, la irrupción necesaria de la tecnificación en los procesos artesanales de producción de vinos de alta calidad generó nuevos escenarios y riesgos asociados.

Cobertura integral

“Se trate de un establecimiento familiar o de un gran negocio global, los vinos son el resultado del tiempo y el talento invertidos en su elaboración. Resulta entonces de gran importancia contar con un respaldo financiero y/o asegurador. Esto a los efectos de poder implementar mejores prácticas de prevención y ganar mayor tranquilidad en caso que suceda algo inesperado. Para proteger la cadena de elaboración, comercialización, gerenciamiento, administración, logística y venta de la industria vitivinícola, creamos el producto ‘Cobertura Integral para Bodegas’. El mismo abarca varias coberturas bajo una misma póliza”, explicó Roberto Pereira, Agency Director en Chubb Seguros Argentina.

Por un lado, en los nuevos escenarios impuestos por la tecnificación de los procesos, la cobertura de Todo Riesgo Operativo puede proteger todos los bienes muebles e inmuebles inherentes a la actividad de la industria vitivinícola. También la interrupción de la explotación o las pérdidas generadas como consecuencia de la paralización de las actividades ocasionadas por un siniestro cubierto y los gastos que continuaría soportando la bodega a pesar de su inactividad.

Transporte, responsabilidad civil y accidentes personales

Asimismo, ya sea que se trate de una simple operación de tránsito local o un programa multinacional, las coberturas de transporte de Chubb para riesgos de importación, exportación y distribución local cuentan con el soporte de equipos expertos en gerenciamiento de riesgos.

Tampoco debe dejarse de lado en esta industria vitivinícola la cobertura que proteja la responsabilidad civil emergente de las operaciones del productor ante cualquier reclamo de terceros derivado de la actividad de su negocio. Esto es imprescindible en la Argentina o en cualquier lugar del mundo ya que la responsabilidad civil permite proteger las operaciones en forma global. “La ventaja de Chubb es que puede otorgar la cobertura de los gastos ocasionados por el retiro de productos que ya hubieren sido distribuidos o entregados a los puntos de venta en cualquier parte del mundo y puedan generar un daño a terceros”, agregó Pereira.

Por otra parte, los accidentes personales ocurren mucho más a menudo de lo que cualquiera puede esperar. Contar con una cobertura de accidentes personales para los promotores y los representantes comerciales que participan en ferias y degustaciones; para el personal operativo de las plantas de elaboración y envasado y del transporte y su logística; y para los invitados a eventos organizados por la bodega, es un complemento de valor agregado que permitirá evitar consecuencias económicas que ocasionan estos eventos imprevistos.

Turismo

“Con la llegada de los vinos argentinos a cada vez más países en el mundo, las bodegas se convirtieron en un atractivo para el turista internacional. Esto dio lugar a otras actividades complementarias a la producción de vinos. Por ejemplo, la hotelería y la colección, la exposición y la comercialización de obras de arte. Todo Riesgo para Obras de Arte protege el traslado local o internacional de las obras y la estadía, ya sea en exposiciones temporales o permanentes”, explicó Pereira.

La finalidad debe ser siempre buscar la mejor relación entre transferencia de riesgos, seguridad y administración de los mismos. Encontrar en la aseguradora un aliado a la hora de prevenir y minimizar pérdidas. Así se lograrán mejores índices de entrega en tiempo y forma de los productos.

“Nuestro Servicio de Ingeniería de Riesgos cuenta con profesionales que pueden identificar riesgos particulares y propios de la actividad. También evaluar la construcción, los procesos y los riesgos de almacenamiento del producto en proceso y terminado. Esto además de las exposiciones de responsabilidad civil de la operación y los productos”, concluyó el directivo.

Nota escrita por Chubb Seguros Argentina.

 

Seguinos en las redes:

LinkedIn: https://bit.ly/TodoRiesgoLinkedIn

Twitter: https://bit.ly/TodoRiesgoTwitter

Facebook: https://bit.ly/TodoRiesgoFacebook