Robo de autos: leve caída en el primer semestre del año

194

El Departamento de Estadística de CESVI Argentina publicó un informe en el que se evidencia que en el primer semestre del año se produjo una disminución del 0,4% en la cantidad de robos en comparación con el mismo período de 2016.

Al hablar del índice de cantidad de vehículos sustraídos, se observa que la relación de robos de automóviles cada 100 mil habitantes disminuyó de 121 a 118, siendo la cifra más baja desde el año 2008, cuando este indicador arrojó 115.

En cuanto a la actividad delictiva de automotores, la participación a nivel país de distribuyó de la siguiente manera: Gran Buenos Aires (59%), interior (26%) y Ciudad de Buenos Aires (15%).

Haciendo un análisis más puntual, el robo de autos bajó un 6,2% en el norte del Gran Buenos Aires y un 5,3% en el interior del país, incluyendo el interior de Buenos Aires. La contracara se dio en Ciudad de Buenos Aires, Gran Buenos Aires Zona Oeste y Gran Buenos Aires Zona Sur, con aumentos del 2,9%, 3,2% y 6,7%, respectivamente.

“Por tratarse de una de las zonas con mayor concentración de habitantes -aproximadamente 10 millones de personas-, el Gran Buenos Aires ya debería ser analizado de manera particular, pero si además de esto tenemos en cuenta que es donde se cometen la mayor cantidad de robos, esto resulta ineludible”, señala el informe.

La mayor cantidad de hechos delictivos en esta zona ocurrió en la Zona Oeste del Gran Buenos Aires, que acumuló el 41,6% del total; luego se ubicó la Zona Sur, con el 36,9% y, finalmente, la Zona Norte, con el 21,4% restante. Puede advertirse, al hablar de municipios específicos, que Lanús, Morón y Tres de Febrero son los tres partidos con mayor cantidad de robos cada 100 mil habitantes. Por otra parte, al analizar la variación porcentual de cada región del conurbano, los casos más resonantes resultaron:

– Zona Norte: San Fernando fue el municipio que más sufrió el aumento de robos durante este semestre, con un 21%. En ese aspecto, el podio de mayor crecimiento en porcentaje lo completaron José C. Paz (20,2%) y Pilar (19,2%). En tanto, las mayores disminuciones las vivieron Vicente López (-26,4%), Tigre (-17,7%) y San Isidro (-13,9%).
– Zona Sur: sin dudas, la variación más espectacular la experimentó Ezeiza, con un descenso del 52,8%; además, Lanús (-7%) y Florencio Varela (-5,6%) también lograron reducir sus indicadores. Por su parte, Berazategui (48,6%), Quilmes (33,9%) y Avellaneda (16,4%) fueron los municipios con mayores aumentos.
– Zona Oeste: Luján (41,1%), La Matanza (13,3%) y Moreno (5,1%) tuvieron los mayores aumentos, mientras que Morón (-15,6%), Hurlingham (-9,2%) y Merlo (-4,2%) fueron los descensos más relevantes.

A lo largo y ancho de todo el país, prosigue el informe de CESVI Argentina, los blancos predilectos de los delincuentes fueron: Volkswagen Gol (8%), Chevrolet Corsa (6,1%), Renault Clio (3,5%), Renault Kangoo (3,1%), Fiat Uno (3%), Ford Fiesta (2,6%), Fiat Palio (2,3%), Fiat Duna (2,2%), Volkswagen Suran (2,2%) y Fiat Siena (2,2%).

Ahora bien, si sólo se tomaran aquellos modelos con una antigüedad menor a los 5 años, de manera tal de analizar el panorama de los vehículos más modernos, los más robados resultaron: Chevrolet Corsa (4,2%), Volkswagen Gol Trend (4%), Toyota Hilux (3,4%), Ford Fiesta (3,2%), Renault Clio (3%), Volkswagen Suran (2,9%), Peugeot 208 (2,8%), Renault Kangoo (2,8%), Ford Ecosport (2,8%), y Fiat Palio (2,6%).

Respecto de la modalidad, el 66% de los autos robados estaban estacionados en la vía pública, mientras que el otro 34% fue sustraído a mano armada (Crédito foto: CESVI Argentina).