Coriolano: “El seguro brasileño está respondiendo muy bien”

328
coriolano cnseg seguro brasileño covid

“Desde que se decretó el estado de emergencia, el sector asegurador brasileño está respondiendo muy bien a los desafíos impuestos por el escenario actual. Se evidencian las buenas prácticas adoptadas por las empresas para menguar el impacto provocado por las contingencias”. Así lo expresó Marcio Coriolano, presidente de la Confederación Nacional de Aseguradoras de Brasil (CNseg), en diálogo con Todo Riesgo.

En el ámbito operacional, precisó el directivo, “todas las aseguradoras adoptaron el régimen de teletrabajo y accionaron sus Planes de Continuidad de Negocios (PCN) para operar remotamente sin perjudicar las actividades de atención. Todas disponen de atención vía medios digitales para sus clientes y sus canales de venta, como los productores. La agilidad del sector asegurador en responder a las directrices del aislamiento social es el resultado de un amplio trabajo de transformación digital que ya estaba en curso desde hace un buen tiempo en Brasil”.

En esta línea, Coriolano manifestó que “la prestación de servicios online va más allá de la cotización de seguros y los clientes pueden contar con diversos servicios. Procedimientos como siniestros por fotos, asistencia 24 horas, servicios de reparación, vehículos de reserva, inspección remota, entrevista para seguros empresariales y reembolso digital para el seguro de salud son algunos de los que ya pueden realizarse vía app telefónica, redes sociales o computadora”.

Impacto

En otro orden, el presidente de CNseg reflexionó que “el escenario de caída de empleo y pérdida del salario no terminó de suceder plenamente. Tampoco quedará totalmente establecido en el primer semestre del año porque el sector presentó un crecimiento superlativo el año pasado (del orden del 12,1%). Así, los contratos que normalmente tienen un año de duración beneficiarán al mercado por lo que se denomina efecto carry-over. Por lo tanto, ese stock de contratos suscritos antes de la pandemia hará que se mantenga una buena entrada de recursos”.

Respecto del efecto de este contexto en la creación de nuevos negocios, Coriolano indicó que es prematuro elaborar escenarios para nuevos negocios y productos, “pero el sector será impactado duramente por el parate en la producción, el empleo y los ingresos. De todas formas, algunos negocios podrán ganar impulso, como el seguro temporario e intermitente”.

Los seguros de vida y de salud tienden a ser los más afectados durante la pandemia, positiva y negativamente. “Del lado positivo, porque aumentan las consultas y los requerimientos. Del lado negativo, porque los siniestros incrementan su frecuencia. En cuanto a los ramos de hogar, deberán ser más resilientes por la exposición al régimen de teletrabajo y el desempleo que la crisis generará. Sectores importantes de la economía como la industria y el comercio serán los más afectados por la caída de la producción”, analizó el directivo.

Asegurados

Sobre cambios en el comportamiento de los asegurados, Coriolano adelantó que “todavía es una gran incógnita. Sin embargo, la pandemia debería aumentar la conciencia de las personas y las empresas sobre los riesgos y la percepción de la importancia de protección creada por productos y servicios del sector asegurador. Superado el período de fragilidad económica causada por la crisis epidemiológica, esta nueva conciencia de protección podrá posibilitar que los seguros entren en un nuevo ciclo virtuoso de desarrollo”.

Nuevas tendencias y oportunidades

Asimismo, el presidente de CNseg consideró que “el seguro cuenta con buenas respuestas para atender las nuevas tendencias tras la crisis social y económica producida por el coronavirus. Para mitigar los riesgos de quienes pasarán a trabajar desde su casa se encuentran los seguros cibernéticos y residenciales y su variedad de servicios de asistencia. Para los emprendedores, los seguros empresariales. En el segmento de servicios privados de salud, la telemedicina debe ser incorporada superando las restricciones regulatorias. A su vez, el sentimiento de finitud eleva la importancia de los seguros de vida y de retiro”.

Por su parte, añadió Coriolano, “quienes sienten dificultades para capitalizarse o ahorrar con regularidad, o quieren adherir a causas sociales, poseen los títulos de capitalización, tradicional o filantrópico, respectivamente”, para concluir que “la atención virtual será una realidad en todos los segmentos del seguro”.

Medidas oficiales

Consultado sobre medidas específicas del gobierno de Brasil para el sector frente a la pandemia, el directivo informó que la Superintendencia de Seguros Privados (SUSEP), órgano de regulación y supervisión de seguros en Brasil, “adoptó medidas como la suspensión de la entrada en vigor de algunas normativas. También la postergación de los plazos de entrega de informaciones y la flexibilización de requisitos de control. En este momento, SUSEP promueve también una consulta a las aseguradoras para evaluar los efectos de la crisis sanitaria sobre los siniestros y los procesos”.

En el caso de los planes de salud, Coriolano destacó la inclusión de exámenes que comprueban la presencia de COVID-19 en el Listado de Procedimientos y Eventos en Salud de la Agencia Nacional de Salud Complementaria (ANS), órgano regulador de la salud privada.

Acciones

“CNseg viene actuando en diversos frentes: la comunicación institucional proactiva, la interlocución con los poderes públicos y la divulgación de las acciones más relevantes de enfrentamiento a la pandemia. También la realización de una serie de webinarios para discutir temas como el impacto del coronavirus sobre la recaudación impositiva, los productos que estarán en la mira de las aseguradoras para atender la demanda post pandemia, y los efectos económicos y financieros del COVID-19 sobre el sector”, indicó el presidente de CNseg.

En paralelo, y con el objetivo de dar pleno conocimiento de todas las acciones y permitir una visión completa de la dimensión de la pandemia, “creamos un espacio exclusivo en nuestro portal, reuniendo las iniciativas de CNseg y la contribución de las instituciones asociadas para combatir el COVID-19”, comentó Coriolano.

Otro frente de acción es el acompañamiento de acciones en el Poder Legislativo y el Poder Judicial. En este sentido, el directivo remarcó que “hoy existen más de 4.800 proyectos de ley en el Congreso Nacional y en las Asambleas Estaduales y las Cámaras Municipales. Esto además de las decisiones judiciales que imponen obligaciones no previstas en los contratos”.

Empleados y aseguradoras

Internamente, CNseg tomó medidas como el régimen de homeoffice y la cancelación de todos los eventos presenciales programados. Además, se anticipó la campaña de vacunación contra la gripe.

Coriolano concluyó que “las aseguradoras también establecieron estrategias y políticas de responsabilidad social y filantropía para apoyar al Gobierno y al tercer sector. Entre las medidas de responsabilidad social se encuentran donaciones en dinero para iniciativas de salud pública; construcción de hospitales de campaña; ampliación de la capacidad de diagnóstico; instalación de camas para terapia intensiva; compras de materiales hospitalarios; materiales de higiene personal, máscaras y otros equipos de protección individual; y ofertas de seguros gratuitos para autos cedidos a la Cruz Roja”. (Traducción: Bruno Levy)

 

Ya podés seguirnos en nuestra nueva cuenta de LinkedIn: https://bit.ly/TodoRiesgoLinkedIn.